domingo, 16 de junio de 2013

EN EL DIA DEL PADRE, NUESTRO SALUDO AL COLEGA DEL MICROFONO Y A LA ASOCIACION DE LOCUTORES DEL PERU.

Toda nuestra vida ha estado inmersa en el mundo del micrófono y sabemos que no todo es color de rosa. Enfrentarse a ese elemento esencial en una radiodifusora es realmente especial. Nos invade una emoción el saber que el mundo nos escucha y nuestra mente se magnifica para encontrar expresiones adecuadas a cada caso. Anunciar los discos o leer comerciales. Narrar las noticias y en una época los radioteatros, era cosa muy seria. Presentar a los grandes artistas y hacer entrevistas, una verdadera oportunidad para el lucimiento de nuestras voces y la calidad de las expresiones.

Hoy se celebra en todo el Perú "El Día del Padre" y tanto en la radio como en la televisión hay un personaje central que debe llevar alegría y entretenimiento a los hogares. Es el locutor. Ella o él se dan íntegros a esta hermosa tarea. Unos, en esa cabina que nos rodea y nos abriga, y otros, frente a cámaras que captan todos nuestros gestos y expresiones. Por supuesto que nos agrada, pero quienes sentimos la grandeza de ser padres, debemos dejar el hogar y cumplir con el deber. Tarea inmensa que nadie valora. A esos colegas, mi fraternal abrazo y que todo les vaya bien.

Como Past Presidente de la Asociación de Locutores del Perú, un saludo a sus miembros que tienen esta condición de ser padres. Nuestra invocación para que la unión radique siempre y sea ejemplo de solidaridad en todo momento. Nada más triste que equivocarse en el accionar y provocar los infelices desencuentros. Nadie es perfecto, pero la idea ha sido siempre la de estar unificados. Unidos para tener un segundo hogar y poner el hombro para apoyar al necesitado de una mano, cuando cunden las necesidades propias de la vida. No se logra esto y hay que reflexionar.

Hoy es el Día del Padre y nuestra felicitación es para él. Que disfrute la fecha y sea entre sus colegas el gestor de lo bueno que hace en su hogar. La familia de locutores necesita un verdadero padre que guíe sus pasos e hijos que lo sepan comprender y apoyar. No hay que ponerle sobre los hombros toda la carga de responsabilidades. Tampoco hay que ser "padres" imperativos. Se repite la historia del hijo pródigo y ese es el camino para volver a casa y cumplir con la meta de la unión. Ojalá podamos disfrutar en los años que nos quedan, este sueño hasta ahora imposible. Gracias.


¡Viva el Día del Padre!

¡Feliz Día Locutor "papá"!