sábado, 5 de diciembre de 2009

CARLOS MARTÍNEZ ARDILA ¡SALUDOS BROTHER! GRAN RELATOR Y COMENTARISTA DEL DEPORTE DE LOS PUÑOS.

Carlos Martínez A.
La última vez que estuve conectado a Carlos Martínez Ardila, fue por 1990. Me visitó a Canal 4 T.V. de Lima y fue en mi Oficina de la Comunidad de Telecomunicaciones, de la cual éramos Presidente. Fue una grata sorpresa, porque este era un locutor viajero. Te alborotaba con sus genialidades y te llenaba de ideas, siempre, con su querida manera de saludar: ¡Hola brother! Hasta que una buena mañana, se unió a nosotros Carlos Morán Euribe. Los presenté, y como ambos eran "productores de ideas", me originaron el más grande "corto circuito mental" que haya podido soportar en mi vida. 

El "brother", con su experiencia y talento. Morán, con su chispa incandescente. Fue una explosión de galaxias. Este dúo, compenetrado, tuvo la virtud de hacer una amistad admirable. Carlos Martínez Ardila, además de excelente productor publicitario, creador de programas de radio y televisión como "Silla de Ring", "Sonisas en el 9" y genéticamente dotado de locuasidad, nos dejaba asombrados con sus extraordinarios relatos del Boxeo Mundial. Su acento colombiano, sus frases originales y el ímpetu de su voz, llenaban de colorido sabor las contiendas transmitidas por la radio y la televisión. 

Excelente profesor.
Me hubiera gustado oír a Martínez Ardila, narrando una pelea de Kina Malpartida. Fue voz de la famosa "Cabalgata Deportiva Gillete" y un gran comentarista del deporte de los puños. Se que anda retirado de esos gajes pero su mente continúa en el "ring". Es un luchador que no se doblega y cuando calienta motores, arranca y nada lo detiene. Introdujo en nuestro medio la serie de pequeñas obras de recetas, anécdotas, historias, etc. Aquellas que se ofrecen en los ómnibus al precio de un sol y fáciles de llevarse consigo. En el diario "Extra" nos entretenía en la columna "Don Quema", con léxico en jerga criolla.

El querido "brother", es culpable de haber incentivado la vocación de mi hijo Juan Carlos, hoy dedicado a la fotografía, al cine, etc. Resulta que con Morán crearon un curso especial para Ciencias de la Comunicación en la Universidad Garcilaso de la Vega. Mi muchacho asimiló muy bien lo de ambos. Gracias, tocayos. Fue una experiencia muy grata la vivida. Carlos Martínez Ardila radica en los Estados Unidos y sus neuronas han seguido funcionando y generando ideas brillantes que nos gustaría reseñar. Lo haremos pronto.

El querido "Brother".
Si existiera un invento que reprodujera a Carlos Martínez Ardila, tal y como yo lo conocí, estaríamos repitiendo cada escena como si fuera una película inmortal. Por INTERNET, estoy seguro que esta remembranza, llegará a ti mi querido hermano. Sólo me anima en esta meta, expresar lo bueno de la vida. Lo demás, ¡qué importa!. Cada 8 de Diciembre, "Día del Locutor Peruano", habrá siempre un recuerdo para: CARLOS MARTÍNEZ ARDILA, siempre recordado como "El Brother". Lo atendimos como se merecía en nuestro período de Presidente de la Asociación de Locutores del Perú y mantenemos una constante comunicación por Internet. Gracias.

AGREGADO. El 4 de Setiembre de 2014 nos llamó Carlos Morán Euribe para informarnos el deceso de este gran amigo en común y que, luego de soportar dolorosa enfermedad, partió al lugar de los justos. Mantuvimos una constante comunicación por correo y sabíamos de sus dolencias. Estuvo en Lima y no logramos vernos por esas razones de salud. Fallece en su Colombia querida, hace 3 días, aproximadamente. Vaya para su familia en general, nuestras sentidas condolencias. DESCANSA EN PAZ, CARLOS MARTÍNEZ ARDILA.

jueves, 3 de diciembre de 2009

"MANUEL HERRERA CHUMPITAZ". ¡ UN GRAN LOCUTOR DE TACNA LA HEROICA Y... RADIO RELOJ DA LA HORA!

Manuel Herrera
Mis contemporáneos recuerdan a "Radio Reloj", la emisora que durante su transmisión de noticias nos recordaba la hora minuto a minuto. Los papás la sintonizaban para despertar a sus muchachos y que llegaran temprano a sus colegios. Igualmente, la mayoría de trabajadores se confiaba en esta emisora radial, tanto para  ingresar o salir del centro de labores. Una voz, la de Neulberto Manuel Herrera Chumpitaz, se identificó plenamente con "Radio Reloj". Conocí a este gran señor cuando me iniciaba en Radio Victoria allá por 1954, año de muchas ilusiones y proyectos de juventud. Se trataba de un locutor con suficientes conocimientos para contagiarnos su saber..

Recuerdo aquella cabina dividida por planchas de asbesto, una para el locutor de turno y la otra, el lugar de los actores de radioteatro. Una cortina sin renovar desde hacía mucho tiempo; las sillas, aquellas de paja como para el campo; destacaba una alfombra verde, casi descolorida y nuestra futura herramienta de trabajo, el micrófono RCA, pendiente de su cordón desde una viga de madera que soportaba su peso y apoyada en la pared. Al presentarnos Juan Felipe Montoya, evoco claramente la cordialidad de Herrera. Me enseñó a utilizar las pautas de avisos comerciales en kardex bien organizados, y el "gong", una lámina de metal muy sonora y con la que se daba la hora.

La hora cada 60 segundos.
También, el significado de las luces, verde o roja. Fue un sábado del mes de Marzo y no había radioteatro. Lo acompañé y seguí sus indicaciones hasta haber culminado mi orientación. Inolvidable esta cita con tan singular colega. Una vez al dar la hora debió publicitar el producto auspiciante que era Criogenine Lumiere y nombró otro, "Kreín". Un lapsus que sobrevino como consecuencia de su trabajo en otra emisora. José Eduardo Cavero, el propietario, siempre atento a las fallas, llegó apresurado con un vaso de agua en la mano e invitó al colega a ingerir una tableta de "Mejoral". "Este producto es para que no se confunda, oiga. ¡Maldita sea!".

Luego de esa anécdota tan especial entre estos dos personajes de la radio, continúo y tengo la plena certeza que Manuel Herrera consiguió su consagración en "Radio Reloj". Aquel "tic tac" monótono y constante que acompañaba a la transmisión diaria, le dio oportunidad para demostrar lo versátil de su estilo. Era como estar siguiendo el ritmo que marcaban los minutos. Una noticia dicha con gran maestría y una señal sonora que le daba pié para decir: ¡RADIO RELOJ, DA LA HORA!. Nadie olvida su grave voz. Coincidencia o no, la venta de relojes disminuyó y esta emisora cumplió una importante misión social que se extraña entre el público oyente..

Se trabajaba a dúo de locutores.
Fueron muchos los colegas que desfilaron por Radio Reloj. Ana María Álvarez, Manuel Zeña Nazario, Emerson Vela y muchos más de primera línea. Esta emisora cumplió realmente un fin social e informativo. Hay personas que reclaman se reactive. Tuvo su inicio con el Sr. Arbulú,  funcionando primero en el Jr. Ocoña cerca a Radio América. Posteriormente, adquirida por Don José Eduardo Cavero, la instaló en su edificio de la Av. Tacna, el local de Victoria Televisión Canal 2 y Radio Victoria y que, actualmente, luce su anuncio publicitario como muestra de su antigua existencia..

En Radio Nacional del Perú y en Panamericana, demostró toda su experiencia de gran locutor y solíamos saludarnos en época que realizábamos el programa !Musiencuentros" en la emisora del Estado Peruano. Una dolencia visual lo aquejaba y en cierto modo lo alejó de su querida profesión, pero ya había demostrado en su larga trayectoria frente al micrófono, todo su saber. A este gran amigo le dedico con la misma humildad y nobleza con las que nos recibió en Radio Victoria, este mi homenaje sincero. Parece que radica en Azpitia y está dedicado a la Agricultura. Disfrutando de la compañía hogareña que debe ser buena como él. Siempre está presente en nuestros recuerdos y hacemos votos por un próximo reencuentro. NEULBERTO MANUEL HERRERA CHUMPITAZ de Tacna, Perú. Gracias.

miércoles, 2 de diciembre de 2009

MANUEL ACOSTA CALDERÓN, "LOCUTOR, PERIODISTA, COMPOSITOR, CANTANTE Y DECIMISTA". DE VOZ TRADICIONAL Y ELEGANTE.

Manuel Acosta
Hubo una emisora que en la década de 1960 destacó, por su labor social y cultural. Me refiero a "Radio Luz", la del Padre Gonzalo Alcocer, Sacerdote Jesuita, que creó El Banco de Dios, un programa católico cuyo objetivo era convocar al ahorro, ayudar al necesitado y ganar indulgencias. Gerente Administrativo fue Julio Bernuy Ledesma, gran locutor de Huancayo. Se oían las voces de Guillermo Polo, Amanda Barral y Manuel Acosta Calderón, este último, una de las más microfónicas que se hayan oído en nuestro mundo radial. De voz agradable, modo parsimonioso y excelente pronunciación, se lucía en los informativos y en el buen decir de la publicidad. Mejor aún, en la Nota Editorial de Radio Luz y en la que ponía su sello de periodista. Una doble faceta y que contribuía a una mejor comunicación con los libretos que escribía el buen guionista peruano Oscar Morán Vásquez.

Excelente compositor.
En Radio Luz por la década de 1960 transmitíamos nuestra "Programación Especial" y que consistía en los espacios "Canta Italia", "La Voz y la Melodía", "Aires y Cantares de España" y "El Show de los Acordeonistas". Un buen día, mientras practicaba en el piano de su salón auditorio, había ensayado unos temas con Alberto Mecklemburg, otrora gran locutor y cantante. El colega Manuel Acosta Calderón se animó a cantarnos una de sus composiciones y, con voz y estilo muy parecidos al de Roberto Tello, cantó "Busco un corazón". Quién diría que llegó a la emisora Edith Barr, gran amiga y estrella del criollismo, e incluyó este tema en uno de sus Larga Duración ante nuestra sugerencia y llegó a cantarlo cuando era figura en "Danzas y Canciones del Perú" por Panamericana Televisión, logrando  gran acogida.

Periodista distinguido en la FAP.
Manuel Acosta Calderón, creció y estudió en Surquillo. Fue voz de emisoras como "Radio Inca", Radio Restauración, "Radio Reloj", Radio Luz y "Radio Panamericana" entre otras. Lo alejaría del mundo radial la oportunidad de ejercer el cargo de RRPP en la Dirección de Prensa de la FAP donde, gracias a sus dotes periodísticas, se consolidó laboralmente hasta la etapa de su jubilación. Vive en el descanso hogareño con su amada esposa Blanca Torrelly, arequipeña como él. Es un viajero empedernido y siempre lo hacía hacia el sur con la familia completa. Se ha llenado de nietos y en gran producción, en número suficiente para armar un equipo de fútbol. Muchas de nuestras citas giraron en el campo social, especialmente cuando nos íbamos de jarana con nuestro acordeón.

Gran Maestro de Ceremonias.
Debo agradecerle su décima "Al As de los Locutores", una inspiración que demuestra su magnánima entrega a la amistad que nos une. En esta línea de las DECIMAS, viene cosechando aplausos en su círculo social de Pueblo Libre. Ha editado un trabajo con lo más selecto de la poesía lírica y que grabó en un disco que tuvo la gentileza de obsequiarnos. Cada 8 de Diciembre, Día del Locutor, nos visita y sigue ganando la admiración de todos sus colegas y amigos. Allí, canta, dice décimas y bebe sólo jugos porque es abstemio. Nos muestra su faceta de Maestro de Ceremonias y evocando momentos de éxitos en el transcurso de su vida de locutor. Conservo su CD en el que nos regaló grabaciones de poemas famosos y en los que luce una gran facilidad para interpretarlos y lucir su voz.

"El Día del Locutor".
Han sido muchos los años de amistad vividos con Manuel Acosta Calderón. Aquella inolvidable etapa de darle clases de acordeón a sus hijos y compartir momentos de alegría y dolor. Hay una gran huella marcada y difícil de olvidar, cuando falleció la pequeña Anita, su linda hijita y a la que compuso un bello vals. Nos hemos vuelto a reunir en nuestros hogares y celebrar, repetimos, "El Día del Locutor". También este 2014 hemos llegado a Río Moche de Pueblo Libre donde reside y atendidos con esa generosa amistad que sabe regalarnos. Volver a sentir la calidez y cariño de sus hijos y muy especialmente el caro afecto de su esposa, nuestra gran amiga Blanca Torrelly y que nos ha proporcionado esta galería de fotos del gran locutor en faena. A la izquierda fue sorprendido en pleno recitado de una de sus décimas y que fue correspondida con aplausos de la concurrencia al Día del Locutor.

Colegas Manuel y José Carlos
"Amigos para siempre".
MANUEL ACOSTA CALDERÓN: "Locutor, periodista, compositor, cantante y decimista". Un saludo especial a sus hijos Carlos, Chabuca, Hernando, Marisol y Blanquita. No me olvido de Mafalda ni de su cuñada Ruth. Claro que me acuerdo de Jesús, lu otra cuñada que en el cielo está con Anita y con mi eterna novia Antonieta. También de tus suegros y de los hermosos días que pasamos en familia años "ha". Nació el 23 de Julio de 1931 y es buen dato para que lo feliciten llegado el momento. Ha sido, más que una reseña, una muestra de reconocimiento a la gran relación profesional y de amistad que mantuvimos toda una vida. Gracias.

NOTA DOLOROSA.- La madrugada del 30 de Setiembre de 2016, partió a brazos del SEÑOR, nuestro querido y fraterno amigo Manuel Acosta Calderón. Hago llegar mis condolencias a su digna familia y comparto el pesar con los colegas del micrófono que supieron de sus dotes de artista, periodista y gran decimista. QUE EN PAZ DESCANSE.

martes, 1 de diciembre de 2009

JULIO GARAZATÚA CHACALTANA "LA GRAN VOZ DE RADIO NACIONAL DEL PERÚ"

Julio Garazatúa
Vamos a recordar al locutor peruano que, según testimonio de viejos amigos, fue la voz más privilegiada de todos los tiempos. Se trata de Julio Garazatúa que, en época de Oscar R. Benavides, demostró que había nacido con el don de la voz y la palabra. Era el de la "voz pastosa", según Fernando Farrez y César Miró, el autor de "Todos Vuelven" diría, "una voz baritonal". Nosotros, simplemente: ¡Un gran locutor! Perteneció a Radio Nacional del Perú y la voz oficial en las transmisiones del Desfile Militar de Fiestas Patrias.

Hemos tenido el gusto de conocer a su hijo Julio Garazatúa Lava, quien nos ha dado alcances valiosos sobre este orgullo de nuestra locución. Por ejemplo, que nació en Tarma pero, de manera accidental. Don Julio Víctor Carazatúa, su padre y renombrado boticario del Callao, había viajado a la mencionada ciudad, ante una exigencia de su profesión. La esposa, chiclayana, esperaba bebé. En medio de esa riqueza de aire puro y fresco, llegó con su lloro estridente y afinado el gran Julio Garazatúa Chacaltana. Fue muy breve la estadía de esta familia en Tarma.

Julio el Viajero
Retornaron a Lima y el niño comenzó a estudiar. Se llenó de conocimientos, vino el desarrollo hasta llegar a la mayoría de edad e hizo estudios superiores con gran fluidez. Dominó a la perfección 4 idiomas y, como no podía ser de otra manera, el suyo. Dueño de una cultura muy cimentada y demostrando un verbo prodigioso, deleitó a los oyentes de Radio Nacional del Perú, con su participación en el Desfile Militar de Fiestas Patrias que, por su manera didáctica de narrar, acrecentó su fama y se ganó el derecho de ser voz oficial de la Radio Nacional del Perú en sus programas de auditorio, noticieros y transmisiones especiales.

Cuenta Maruja Venegas Salinas, de su versatilidad para entrevistar a personajes de otras latitudes y otras lenguas. Tenía un aplomo y soltura, envidiables. Quienes lo recuerdan, no pueden negar la gran calidad que exhibió en la Emisora del Estado Peruano. Fué un maestro. En una ocasión y estando frente al micrófono el Presidente Benavides,  este debía contestar una comunicación de la Embajada de Francia y al no conocer el idioma, montó en cólera por su ignorancia. Julio Garazatúa intervino y dio lectura y respuesta en su nombre, lo que le valió su reconocimiento y las felicitaciones de todas las autoridades oficiales. 

Con Oscar R. Benavides
Su locutor oficial.
Hace 60 años que nos dejó. Falleció de un derrame cerebral a los 39 cuando tenía mucho que entregar a la radiodifusión peruana. Aquel señor locutor de buen porte y elegante, estuvo a la altura de Rosa Hernando y Juan Fernández Stoll, los primeros locutores que tuvo Radio Nacional. No se permitía la falta de respeto al oyente y se practicaba docencia a través del aire. Años que no volverán y que, lamentáblemente, se han alejado para siempre. Julio Garazatúa, viajaba acompañando al Presidente en todo acto oficial. Fue notable por su gran voz y dicción. Fue dueño de una cultura artística impresionante.

Día a día, frente a nuestra computadora, reseñaremos a estos personajes inolvidables. Agradecemos a Julio Garazatúa Lava por su gran aporte y a mi amigo el Comandante G.C. José Flores Quiroz, que ofició de grato contacto. Hicieron posible la veracidad de esta historia y su protagonista DON JULIO GARAZATÚA CHACALTANA, "La Gran Voz de Radio Nacional del Perú". Un homenaje necesario y merecido por este gran locutor que dictó cátedra en los albores de la radiodifusión peruana. Pionero de la locución y ejemplo para muchas generaciones que han dado brillo a nuestra querida profesión del micrófono. Gracias.

Nota.- Agradecimiento especial a Julio Garazatúa hijo y a Juán Francisco Torres Garazatúa que nos enviaron las fotografías del gran locutor peruano.

CARLOS ALFONSO DELGADO GAYÉ. "AL COMPÁS DEL CRIOLLISMO" EN RADIO VICTORIA Y "HERMANOS MÍOS" EN LA TELEVISIÓN. UN SEÑOR LOCUTOR.

Carlos A. Delgado
La época dorada de Radio Victoria lució a este maestro de la animación y su fama es incólume para quienes tuvimos el gusto de alternar con él. ¡Qué momentos maravillosos en ese añorado auditorio en los bajos de "La Cabaña" en el Parque de la Exposición! La manera de decir los libretos ya sean de Pedrín Chispa, Hernán Delgado, su hermano, o de Sergio Moral, lo distinguía de otros grandes conductores. Puro nervio de entusiasmo. El público asistente al auditorio se ganaba este espectáculo y el oyente también. Fue el animador oficial de "La emisora de los mejores programas". Desde que tuvimos uso de razón y aquilatar la importancia de los programas radiales, lo tenemos ubicado siempre en Radio Victoria, la que trajo figuras estelares de la talla de "Miguel Herrero", "María Antinéa", "Pedro Vargas", "Genaro Salinas, "Lola Flores" y la "Orquesta Capricho Español" por nombrar algunas.

Una frase que jamás olvidamos en su voz y estilo: "¡Al compás del Criollismo!". Con voz tonante, casi quebrándose en el esfuerzo por la contorsión de su cuerpo y con ambos brazos extendidos, presentaba secuencias de nuestra tradición musical e interpretadas por grandes cantantes y actores. Esa frase, no la dijo nadie mejor que Carlos Alfonso Delgado. Actuaban a inicios de l950, "Los Paraguayos": Alberto Meza, Humberto Barúa y Digno García. Triunfantes en el mundo en su primera visita al Perú. Auditorio lleno y una sintonía espectacular. Impresionaba mucho  Alberto Meza, la segunda voz, cantando "Mis Noches sin tí" o "Recuerdos de Ipacaraí". A alguien se le ocurrió presentarlo como solista y  Carlos Alfonso Delgado sugirió y bautizó a la nueva estrella como "LUIS ALBERTO DEL PARANÁ". El gran cantor paraguayo jamás lo olvidó.

Año 1954. Frente a Radio Victoria posamos para el
recuerdo: José Carlos Serván, Samuel Soto Marius,
 José Lázaro Tello y Carlos Alfonso Delgado. 
Los locutores comerciales "Ana María Álvarez" (Luz Cerf), Alberto Arenas Coronel y José Carlos Serván, bebíamos de su dinamismo y nos poníamos a tono con el animador. Nos agradaba en los estelares de Jesús Vásquez, "La Reina  y señora de la Canción Criolla", a la que admiró siempre. Otros cantantes peruanos en esa noches de "Radio Victoria" fueron "Los Embajadores Criollos", Luis Abanto Morales, Jaél Bejarano y muchos más. No se le puede olvidar, porque fue un extraordinario locutor y excelente Maestro de Ceremonias que se inició en la década de 1940 en Radio "Dusa". Fue así que descubrió que conduciendo programas como "Todo o Nada", "El Reporter Esso pregunta" y otros, ganaba mucho mas de lo que recibía como visitador médico en un mes.

Adquiría celebridad en la televisión con "El Festival de la Canción Criolla" por Panamericana. Las pantallas hicieron famoso a Carlos Alfonso Delgado, en especial cuando empleaba su peculiar frase "HERMANOS MÍOS". Fue una temporada que bastó para inmortalizarlo. No solamente se trataba de presentar canciones. Se las teatralizaba. Una completa historia de cada canción con actores de gran calidad y famosos: Luis Álvarez, Jorge Montoro, etc. Lamentablemente no existieron otras ocasiones para que demostrara su talento y el tiempo fue marcando las horas. Evocaba con nosotros sus inicios y alternando con célebres figuras como Elvira Tizón, Pepe Soria y José María Linares Rivas que nos hicieron vivir los famosos radioteatros.

Mario Castro Arenas, Elías Ponce "Pedrín Chispa",
De la Sota y Carlos Alfonso Delgado. Abajo nada
menos que José Lázaro Tello.
Mientras tanto continuó en Radio Victoria, ya en la Av. Tacna, vivió la etapa de la dictadura militar de Juán Velasco Alvarado y seguiría haciendo locución en la misma cuando volvió a funcionar en la Av. Tacna. Ya no era lo mismo. Lo visitábamos y se alegraba cuando comentábamos nuestros recuerdos pasados. Sin duda alguna, extrañaba una época que fue de oro para él. No dejó jamás su elegancia ni su generosa caballerosidad. Tras una prolongada enfermedad, dejó este mundo casi en el total olvido. Nosotros siempre lo evocaremos con la admiración de siempre, porque fue parte de aquella etapa de nuestra vida en la que empezamos a amar la locución.

Nuestro personaje fue realmente un triunfador. Hombre por demás sencillo, publicista de los mejores, bohemio fino y mejor amigo. Elegante en el vestir y garbo masculino. Se distinguía entre todos. Un locutor y un artista. Una voz estentórea que todavía resuena en nuestros oídos. Con seguridad, allá en el cielo, saludará a todos los que ya están con él, como "Hermanos míos". "CARLOS ALFONSO DELGADO GAYÉ", un animador de primera en el Perú. La frase "¡Al Compás del Criollismo!" se nos quedó grabada en el corazón y motivó esta reseña. Gracias.