sábado, 11 de febrero de 2012

13 DE FEBRERO. DÍA MUNDIAL DE LA RADIO. CELEBRA LA UNESCO.

Celebrar por primera vez el Día Mundial de la Radio, nos parece, desde nuestro punto de vista, un homenaje a quienes la implantaron y supieron cosechar resultados que han hecho historia. Cuando no se vislumbraba la televisión, décadas 30 y 40 del siglo pasado, la radio era el punto de reunión de las familias alrededor del receptor. Un recuerdo homenaje a Radio Grellaud, "OAX4G"; Radio Internacional. "OAX41 y OAX4J"; Radio Goycochea, "OAX4E"; Radio Nacional del Perú, "OAX4A- OAX4T y OAX4Z; Radio DUSA y la emisora en la que nos iniciamos profesionalmente, Radio Victoria, OAX4X y OAX4Q.

Tendríamos que nombrar a muchos pioneros. Al Ing. Grellaud, como representante de las más antiguas y desaparecidas emisoras peruanas. Merece especial homenaje el Sr. José Eduardo Cavero Andrade, hombre que tuve el gusto de conocer personalmente y cuya entrega a su emisora, Radio Victoria, hizo que esta creciera a través de una gran cadena diseminada por el territorio Patrio. Igual homenaje le rindo a los señores Antonio Umbert Féllez y Nicanor González Vásquez, los forjadores de Radio América y Canal 4 TV. Nos tocó igualmente trabajar en su empresa y conocer de sus talentos y gran fuerza de empuje.

Igualmente recuerdo al broadcaster Oscar Dianderas de Radio Lima. Al Ing.. Goycochea de la que fuera Radio Central, de gran popularidad y éxito en su gestión. Un acápite especial al Sr. Genaro Delgado Brandt, gestor con sus hijos de Radio Panamericana; a Don Antonio Bellmont Barr y su radio Excelsior. Hombres infatigables en la competencia radial. Metidos hasta los tuétanos en sus negocios y culpables de que crecieran y se multiplicaran. Son muchos más los que debiera nombrar, pero para citar a los que causaron en mi un mayor impacto, creo que, a los que he citado, son parte de la vieja historia de la radio en el Perú.

Quizá la nostalgia y los años nos hacen sentimentales. Vivimos la radio antes de ingresar a ella, Como radio escuchas, supimos aprender de sus locutores y artistas. Tuvimos maestros de la buena locución y que se repetían en casi todas las pocas emisoras que existían en el dial. Quien presagiaba su futuro en la radio, sólo tenía que dedicarse a aprender. No existían escuelas ni academias. Se aprendía escuchando y por vocación. Todo cambia y hay que someterse a las transformaciones. Hoy, existiendo miles de emisoras en todo el país, no se logra recuperar el gran porcentaje de entretenimiento y cultura que nos legaron.

En el Día Mundial de la Radio que celebra la UNESCO, hay todo un mensaje acerca de la importancia que tiene como vehículo de acercamiento de las naciones con sus pueblos. Cada radio emisora en su lugar de emisión, cumple roles específicos y se condiciona a los intereses de las grandes empresas y del Estado. La publicidad es el nexo. Emisoras de carácter religioso, netamente comerciales o de vinculación directa con los gobiernos de turno. Las radios "piratas", sin ningún fin social en su mayoría y simples repetidoras de éxitos musicales, al gusto del dueño. No cumplen el fin social de una emisora radial.

"Locutores en el Perú", un blog que rinde homenaje a las mujeres y hombres del micrófono, se identifica con esta celebración de la UNESCO y saluda a la Radio en su Día. Quien suscribe es un veterano que se entregó en alma y vida a su profesión. Que supo apreciar la amistad de los grandes de ayer y que abre sus brazos a las nuevas generaciones en rumbo perenne a la solidaridad. Siempre estará ligada la radio al Locutor. Es el protagónico de la misma y debemos velar que no se le excluya, como parece acontecer en RADIOS que sólo se limitan a repetir música y sin marcar rumbos de cultura y civismo. ¡VIVA LA RADIO! Gracias.

miércoles, 8 de febrero de 2012

"LA VOZ MÁS DULCE DE LA RADIO". SUSANA ALCÁNTARA DELGADO. UN SALUDO POR SU CUMPLEAÑOS HOY 9 DE FEBRERO.

Susana Alcántara
Delgado.
Cuando inicié mi trajinar en este blog, no me imaginé que haría horas extraordinarias a cada rato. Creo que ni en mi labor de locutor, me di tan íntegro a este menester. Debo agradecer a Javier Lishner, mi amigo, por haberme proporcionado con tanta voluntad lo que requería para reseñar a Susana Alcántara, la extrañada voz dulce de la radio Panamericana en los 70 y 80. Lo más interesante de todo, es que, en plena medianoche, le estoy dando serenata con estos teclados sin música. Vale el esfuerzo y se que "la dulce" nos entiende, al cumplir un año más de vida y con los presentes para su persona en Facebook.

Ella presentaba el ranking semanal, desde la cabina de los tiempos inolvidables del local  en Mariano Carranza. Hoy, radio Panamericana tiene su sede en un edificio moderno y elegante en San Isidro. Pero, la voz de esta recordada disc jockey, fue lo más elegante que se escuchó en esas décadas maravillosas de ayer.  Aquel ranking fue conocido como "la lista de las 30 Más" y se transmitía los fines de semana y con un respaldo de audiencia juvenil que no ha sido superado hasta ahora. Este veterano que pertenecía a ondas pasadas, se dejó subyugar por Susana y recuerda su voz con nostalgia.

Muy culta y atenta con todos y es una muestra de la educación que recibió de sus padres, el Dr. Carlos Alcántara Buterfly y Doña Raquel Delgado Parker. Por si no lo saben, nuestra amiga y colega de esos tiempos, trabajó en NUTRA y estudió en Santa Margarita. Me la imagino curando a sus pacientes con la dulzura de su voz. ¿No es singular? En sus tiempos de presentadora de discos y en especial los éxitos radiales, encantó a sus oyentes con ese estilo tan natural y logró, quien sabe, curar muchos espíritus deprimidos y los volvió a la vida al ritmo de las grandes agrupaciones del Rock.

Pertenece a una generación de disc jockeys que le dieron prestigio a la radio en los 70 y 80 del siglo pasado. Radio Panamericana, se encumbró como una de las primeras en el dial y porque coincidieron en darse cita en el espacio del entretenimiento, grandes voces de animadores que se recuerdan con mucho aprecio. Allí estaban Iván Márquez, todavía en actividad con su "Eva" al lado. Walter González, Albertín Ríos, mi amigo Pepe Giraldo y luego "el abuelo" en otra onda radial. También Humberto Velásquez, Lucho Arguelles, Kike Chávez, mi alumno de acordeón que prefirió el micrófono y no cumplía con las tareas.

Mención especial entre los colegas de Susana Alcántara y en Radio Panamericana, Johnny López, el "Búho Curioso" actual. Igualmente, al que tiene mucho que ver en este mi modesto obsequio a nuestra querida y extrañada colega y que se aúna al saludo. Me refiero a Javier Lishner y a quien los temporales de la vida le han volado el cabello. No habría podido darme el gusto de saludar a Susana, sino fuera por la atenta e inmediata respuesta que le dio a mi pedido de emergencia. Me he visto obligado a este sobre tiempo y sin duda es un cobro anticipado por el hecho de haber logrado saludarla en el Día de su Onomástico.

Algo más. Cuando decidí escribir "Locutores en el Perú", no me imaginé reseñar a los locutores de la nueva generación. Nos habíamos enquistado en las viejas glorias y por supuesto, con todo derecho. Ya incluí a Johnny López, Randy Calandra, Javier Lishner, Juán Carlos Hurtado y nos faltan muchos más. Hoy fue una verdadera dama del micrófono y me regocijo haberla rescatado e incluido en mis reseñas. Lo considero un triunfo. SUSANA ALCÁNTARA DELGADO. "La Voz más dulce de la radio" ha adornado mis reseñas y le deseo muchos años más de felicidad, agregados al que cumple en la fecha. Gracias.